Traducción por: Anabelle Garay

El Distrito Unificado Escolar de San Francisco, sus maestros y trabajadores sin fines de lucro trabajaron durante las vacaciones de primavera esta semana distribuyendo computadoras portátiles Chromebook a estudiantes necesitados. Pero para el miércoles ya había quedado claro que hay muchos más desafíos, por lo que algunos educadores dudan que las clases en línea del distrito fueran accesibles para todos los 53,855 estudiantes cuando la escuela se reanude a mediados de abril.

Nunca antes había sido tan evidente el riesgo de la brecha digital, dijo Christopher Knight, cofundador de DevicesforStudents.org.

En el estudio estatal más reciente realizado por el Public Policy Institute of California en 2017 encontró que solo el 55 por ciento de las familias de bajos ingresos en el estado tenían acceso a una conexión a Internet de banda ancha.

El distrito se esforzó esta semana para superar esa barrera en San Francisco y distribuyó Chromebooks en 12 escuelas y desde la oficina del distrito. El horario está aquí.

Los estudiantes primero deben completar este formulario para solicitar un dispositivo. El distrito también repartió dispositivos de punto de acceso o hotspot, pero no estaba claro cuántos.

En un comunicado de prensa esta semana, el distrito escolar dijo que estaba “preparando opciones de aprendizaje tanto digitales como no digitales para el aprendizaje a distancia que está programado para empezar el 13 de abril para todos los estudiantes del distrito”.

SFUSD estima que hay hasta 10.000 estudiantes que necesitarán dispositivos y 5.000 que necesitan acceso a internet inalámbrico WiFi, según un comunicado de prensa del distrito. Entregó más de 5.000 dispositivos esta semana.

En el Distrito de la Misión, las distribuciones de computadoras se llevan a cabo en Mission High School y Cesar Chavez Elementary School.

Sin embargo, recibir un Chromebook resulta más fácil que poder permanecer en línea. Algunos estudiantes aún no se habían podido conectar y otros que tienen tanto el dispositivo como una conexión a internet descubrieron que sus routers no podían manejar a tanta gente en línea al mismo tiempo.

Roberto, estudiante de último año de la escuela secundaria John O’Connell, es un caso típico que representa este problema. Recogió un Chromebook la semana pasada, pero esta semana, la conexión continúa siendo un problema.

“Estoy esperando recibir un correo electrónico a través de una conexión a Internet con un hotspot”, dijo. Hasta ahora, ninguno de los proveedores de Internet que ha llamado en Oakland lo han podido conectar a Internet.

Con todo lo que el distrito escolar y las organizaciones sin fines de lucro están haciendo, la situación de Roberto no es poco común, dijo Knight de DevicesforStudents.org.

Aunque muchos de los principales proveedores ofrecen dos meses de servicio gratuito, dijo, tener una factura de cable sin pagar no le permite a las familias contratar una conexión. Y esa conexión “gratuita” podría costar dinero si el proveedor necesita un cable. Con la excepción de Sonic, dijo, los proveedores todavía cobran por enviar a alguien a conectar el cable.

Además, está la cuestión de acaparar el sistema de una familia.

“En algunas familias, de repente hay cinco personas conectadas y muchos routers no funcionan”, dijo Knight. “Todos estos problemas se agrupan en ‘No puedo acceder al Internet'”.

Knight ofreció algunas soluciones. Aparte de que los residentes pueden ir a los sitios para obtener dispositivos del distrito escolar, la organización Devices for Students tiene un formulario en línea para solicitar computadoras y dispositivos de punto de acceso. Hasta el miércoles por la noche, la organización sin fines de lucro todavía tenía 700 dispositivos de puntos de acceso gracias al Chan Zuckerberg Initiative.

Devices for Students también está trabajando con Human-I-T para ayudar a las familias encontrar Internet asequible y apoyo técnico para configurarlo. Los residentes pueden enviar un mensaje de texto al 562-372-6925 o llamar al 888-391-7249. También hay asistencia disponible en español.

El equipo de apoyo allí, dijo Knight, resolverá algunos de los problemas, como las facturas no pagadas y los consumidores que tengan problemas comunicándose con los proveedores.

Mientras tanto, las escuelas están trabajando para ponerse en contacto con sus estudiantes, pero no ha sido nada fácil.

Pete Wolfgram, consejero en John O’Connell, pasó el miércoles repartiendo computadoras a sus estudiantes por toda la ciudad. Estimó que hasta 150 de los 455 estudiantes de John O’Connell podrían estar desconectados o sin el equipo que necesitan. Ya la escuela había entregado 224 computadoras, dijo.

Para él también está claro que los estudiantes enfrentan otros problemas después de recibir los Chromebooks. Uno de sus estudiantes le envió un mensaje de texto diciendo que estaban tratando de llamar a Spectrum, pero le dijeron que “debido al alto volumen de gente llamando” debía volver a llamar la próxima semana.

Aquí un enlace a una guía rápida proporcionada por Clarity Burke, maestra de John O’Connell High School.