La cineasta Lise Swenson ha hecho una carrera de hacer preguntas en su película de 2004 titulada Mission Movie y de dos residencias en el Museo De Young.

En el transcurso de Swenson como cineasta en residencia en el Museo De Young, sus 90 entrevistas a artistas en el museo, incluyendo a Andy Goldsworthy, Ann Marie Sayers, Meklit Hadero y Catherine Wagner, se han curado con la nueva aplicación de iPhone del museo dYinterpretations.

En uno de sus videos, Swenson sigue a Goldsworthy mientras camina a lo largo de una delgada grieta que hizo en el piso del museo como saludo al país de terremotos. Sin embargo, algunas personas creen que la fractura era accidental, dijo. En otra, Kanyon Sayers-Roods entonces de 21 años de edad cantó una sombría canción india Chumash, conocida como la ‘canción para las abuelas’.

Al dar un recorrido en video del museo que mostraba a sus artistas, Swenson espera que la gente vea el museo de un modo diferente y no “enciclopédico”.

No es la primera vez que Swenson, de 51 años de edad, haya presentado a gente como parte de la experiencia del museo. En 2005, tenía videoinstalaciones en el museo que mostraban entrevistas con artistas y visitantes que compartían sus pensamientos del museo, con monitores ubicados para reflejar la altura de sus sujetos y que así pudieran fácilmente encontrar su entrevista cuando regresaran al museo.

“Entrevisté a 500 personas que venían al museo”, dijo, “les preguntaba ‘¿cuál es el papel del museo en la cultura contemporánea?’”

Su obra dio voz al hecho de que los visitantes querían que la junta de directores del museo fuera más transparente al tomar decisiones y permitirle a los miembros que tuvieran opinión sobre las colecciones y conferencias del museo.

“Fue una experiencia iluminadora porque vi que la gente tenía un sentido de propiedad del museo”, dijo. “Escuché de la gente que decía ‘vine cuando era niño’, y ahora traen a sus hijos”.

Swenson dominó la habilidad de hacer preguntas en 1995, como un método para que los adolescentes se interesaran en el Programa Real Alternatives, una preparatoria alternativa que operaba en las calles Bryant y 25 hasta 1999.

Mientras reunía historias de las vidas de sus estudiantes para crear su propia película, descubrió que convertir las historias verídicas en obra era una fórmula para el éxito.

La inspiró a fundar TILT (Docencia de Herramientas de Alfabetización de Medios de Intercomunicación), y más tarde le ayudó a realizar Mission Movie con el apoyo de Southern Exposure.

“Me di cuenta al trabajar con los niños que la ficción algunas veces puede crear algo más cercano a la verdad que un documental”, dijo.

Así que cuando decidió hacer una película sobre la Misión, Swenson pasó 12 meses entrevistando a residentes del Distrito de la Misión para reunir material y “contar la historia de la comunidad”.

Al final produjo una película multicultural que presentaba a un muralista, inmigrantes y hipsters. “No conozco a ninguna de estas personas”, dijo.

“No hay forma de que hubiera escrito la historia de la Misión, bueno a menos de que fuera Peter Bratt”, dijo refiriéndose a la película La Mission de Bratt.

Swenson dijo que 2,000 personas fueron al preestreno de la película en 2004, en el entonces estacionamiento vacío enfrente de Cell Space. “Lloré. Como mujer blanca que vive en un barrio multicultural, el poder haber tomado la delantera en dicho proyecto fue una experiencia maravillosa, destacada”.

Un aprendizaje previo fue haber mudado a Artists’ Television Access, el cual ayudó a fundar, del SoMa a la Misión en 1987. “Pensamos: ‘¡abriremos nuestras puertas a la comunidad!’”, dijo. “Bueno, la comunidad dijo ‘váyanse a la…!’ Tienen que tener legitimidad ante la comunidad”.

Desde entonces ha usado la colaboración y el ser inquisitiva para crearse de un lugar en la comunidad. “Mi eslogan es ‘sé amable’ porque esta ciudad es muy pequeña. No hubiera podido haber hecho nada de esto de no haber sido por la comunidad”.

Aunque Swenson ya no está en TILT ni en ATA, todavía enseña en el Departamento de Cine en la Universidad Comunitaria de San Francisco. “Comencé hace cinco años, y creo que casi caí de rodillas y besé el piso”, dijo. “Fue después de haber enseñado en el Instituto de Arte, en donde la gente tenía este privilegio, la actitud de ‘somos artistas’. Pero en la Universidad Comunitaria le enseñan a todo mundo”.

Una de las mejores experiencias de Swenson en la Universidad Comunitaria fue reclutar a algunos de sus alumnos para que trabajaran en una película que estaba produciendo y que se llamaba Strange Culture, la cual fue seleccionada en el Festival de Cine Sundance en 2007. “¡Fueron a Sundance como cineastas! Por Dios, fue muy divertido”.

Incluso cuando se mudó al Distrito de la Misión en sus 20, Swenson dijo que sentía como si hubiera crecido ahí.

“Andar caminando por la Misión, todas las esquinas tienen sus recuerdos. Hay algo muy especial en eso. ¡Pero también hay algo muy molesto de eso!”

Aunque vivir en un almacén en el callejón Clarion, asomándose desde su ventana, “veo a gente afuera que vende sexo por drogas, y que defeca y vomita. Pensé para mi misma, ¿qué es lo que realmente me separa de ellos? Este muro”.

A pesar de la sombría vista, Swenson dijo haberse echado a llorar el día que caminó por el callejón Clarion para haberse dado cuenta que el almacén había sido demolido. “Aprendí mucho de haber vivido ahí”.

Swenson celebró haber cumplido 50 años con un blog diario desde agosto de 2009 a agosto de 2010 y habiendo tomado fotos con su iPhone. Su año culminó en un espectáculo en la Galería 323, en donde expuso 150 de sus fotografías y leyó entradas de su blog. “Me ayudó a aceptar la próxima etapa de mi vida”, dijo.

Su próximo proyecto será en Mile City, Montana, en donde volverá a aplicar “el método TILT”, como ella lo llama, y entrevistará a residentes para crear una película sobre el problema con el cual lucha la comunidad: el suicidio entre adolescentes. “La película es más una herramienta para explorar”, dijo. “Para hablar de una verdad que en realidad no se podría hablar si no fuera así”.

El 27 de mayo, los alumnos de la clase de Cine de Swenson presentará sus propios cortometrajes en ATA, en el 992 de la calle Valencia.