La renovación de Dolores Park se ha visto plagada de demoras y obstáculos imprevistos que incluyen vandalismo costoso. Pero nada se compara con lo que sucedió a mediados de febrero. El director del Recreation and Parks Department (Departamento de Recreación y Parques), Phil Ginsburg, informó en febrero que dos jóvenes vándalos (“dos idiotas”, como él los llamó) irrumpieron en el sitio de la construcción al extremo norte de Dolores Park, encendieron uno de los vehículos de construcción con los cables, marcaron con círculos el césped e hicieron acrobacias en pavimento sin curar.

El paseo no solo destruyó el césped, que aún no se había arraigado, sino que también dañó una parte de la infraestructura de drenaje recién instalada. Los vándalos también se metieron a una caseta de mantenimiento nueva  y prendieron una fogata para derretir bombones y preparar s’mores que habían traído con ellos.

Después del incidente, Ginsberg dijo que la policía arrestó a los dos vándalos. Uno de ellos era un menor y el otro no sobrepasaba los 18 años por mucho.

Ginsberg hizo los comentarios en una rueda de prensa el día 18 de febrero, aunque informó el incidente a KTVU el día anterior. El daño asciende a cerca de $100,000, los cuales serán cubiertos por la aseguradora del contratista o por el contratista mismo, dijo Jacob Gilchrist, el Director del Proyecto Dolores Park.

“Estos contratos tienen agendas muy complejas en cuanto a cuándo realizar el trabajo, y algo como lo que sucedió representa un gran problema para toda esa construcción,” dijo Gilchrist.

Antes del costoso paseo, el departamento de parques había planeado reinaugurar la parte norte del parque a mediados de abril. Sin embargo, el daño sustancial retrasó el proyecto por varias semanas, pues el césped deberá volver a ser plantado y requerirá tiempo para arraigarse. Gilchrist explicó que la renovación completa del parque, que se esperaba terminada para junio de 2015, ahora se espera en algún momento “al final del otoño.”

“Estamos construyendo un parque de veinte millones de dólares para ustedes, ¡solo disfrútenlo!” dijo Ginsberg.