Traducción de Anabelle Garay

El FBI arrestó el viernes por la mañana a un joven de 22 años de edad por el asesinato de Day’von Hann, un menor de 15 años de edad que fue asesinado a tiros en la calle 24 el pasado julio.  

El fiscal federal de California del norte, Dave Anderson, anunció los cargos y alegó que Fernando Madrigal, presunto miembro de los “norteños del Distrito de la Misión de San Francisco Mission”, confundió a Hann por un miembro de una pandilla rival, le disparó a Hann el 8 de julio de 2019 y ocasionó una persecución policial de alta velocidad de la que logró escapar. 

Hann era un “espectador inocente” y no miembro de una pandilla, enfatizó Anderson.

Anderson dijo que el cargo de homicidio con intención dolosa en auxilio del crimen organizado, hace que Madrigal sea elegible para la pena de muerte, aunque Anderson señaló que las diligencias se encuentran en las primeras etapas y que “las acusaciones de una denuncia penal son solo eso: acusaciones”, y que Madrigal se presume inocente hasta que se compruebe su culpabilidad. 

El FBI y el Departamento de Policía de San Francisco arrestaron a Madrigal el viernes por la mañana en San Francisco, aunque un portavoz se negó a especificar en qué parte de la ciudad. 

Los agentes federales alegan que la muerte de Hann fue el resultado de una continua batalla por territorio en el Distrito de la Misión entre tres bandas diferentes: los norteños, los sureños y la llamada “Army Street Gang”, que presuntamente opera en Bernal Dwellings, según el fiscal federal.

“El equipo que investiga este caso reunió imágenes de cámaras de videovigilancia, cuentas de redes sociales de Madrigal, evidencia forense y datos de ubicación de teléfonos celulares” para vincular a Madrigal con el delito perpetrado, dijo Anderson. 

Algunas de las imágenes que el FBI obtuvo muestran a Madrigal exhibiendo sus armas; en los mensajes que obtuvieron, Madrigal hacía referencias a ser norteño. 

Poco después del tiroteo, Madrigal y otros miembros de la pandilla se alejaron varias cuadras por vehículo hacia Bernal Dwellings y dispararon, según alegan los federales. Luego, la policía los persiguió a alta velocidad hacia el condado de San Mateo, donde eludieron a la policía. 

Anderson enfatizó no querer que los cargos definan al Distrito de la Misión por la violencia de pandillas. “El Distrito de la Misión es un barrio maravilloso … de niños, familias jóvenes y ancianos”, dijo. “La Misión merece seguridad y protección tanto como todos los otros barrios de San Francisco”.  

En una denuncia penal contra Madrigal revelada la semana pasada, el FBI presenta un caso en el que se alega que Madrigal mató a Day’von Hann poco después de la medianoche del ocho de julio de 2019 con un rifle de asalto que poseía y exhibió en Instagram días antes del tiroteo. Madrigal presuntamente disparó varios tiros y golpeó a Hann una vez cerca de la esquina de las calles 24 y Capp. Hann murió a los diez minutos de haber recibido un disparo, según la denuncia. 

Después del tiroteo, Madrigal supuestamente condujo su automóvil a Bernal Dwellings y disparó el mismo rifle, aunque aparentemente no hirió a nadie. Cuando la policía le vio, supuestamente terminaron en una persecución a alta velocidad en la que se pasaron varias luces rojas y superando velocidades de 120 MPH. 

La declaración jurada del FBI también señala que Madrigal se presentó en el ayuntamiento a finales de julio de 2019 en una manifestación para apoyar la legislación de prevención de violencia redactada por el supervisor Shamann Walton. Durante la manifestación, la madre de Hann habló, y SFWeekly citó a Madrigal diciendo que él mismo había recibido un disparo una vez.  

Como presunto miembro de los norteños del Distrito de la Misión, el fiscal federal alega que la animadversión de la pandilla de los norteños contra la pandilla de la calle Army, que presuntamente controla el área alrededor de Bernal Dwellings en la calle César Chávez, donde vivía Hann, fue lo que motivó a Madrigal a asesinar a Hann, aunque el joven de 15 años no estuviera asociado con la pandilla. 

“Estas rivalidades, entre norteños y sureños y entre norteños y Army Street, han resultado en actos de violencia, incluidos los asesinatos, intentos de asesinato, tiroteos desde vehículos, apuñalamientos y golpizas”, escribió el agente del FBI Keigan Park en su declaración jurada del diez de agosto en la que presenta pruebas contra Madrigal. 

En marzo, el fiscal federal Anderson anunció una acusación del gran jurado contra 17 presuntos miembros de la pandilla MS-13 por una serie de presuntos tiroteos y palizas en todo el Distrito de la Misión.