Traducción por: Neus Valencia

Los funcionarios del gobierno de la ciudad confirmaron a Mission Local este miércoles que los Centros de Navegación ubicados en la calle de Bryant y en Central Waterfront fueron cerrados la semana pasada, y que pronto también cerrarán el Centro de Navegación en Embarcadero y el albergue Next Door ubicado en Polk y Geary. Los residentes serán reubicados en hoteles.

En los documentos que obtuvo Mission Local se indica que el Centro de Navegación Division Circle –el cual cerró hace tiempo después de que se dieron varios casos de personas con COVID–19 está “en proceso” para ser destinado a otro propósito: un lugar de aislamiento/cuarentena con capacidad para hasta 75 personas.

El Centro de Navegación del Embarcadero, con capacidad para 100 residentes, figura en la lista como “en espera”, pues será reconvertido a un lugar de confinamiento para personas después de que padecieron de COVID. En el mismo documento también se señala que el Palacio de Bellas Artes con 162 camas está “en proceso” para ser destinado a este fin.

El Departamento de Personas Sin Hogar y Viviendas de Apoyo dictaminó que se dieran estos cierres, pero el Supervisor del Distrito 6, Matt Haney, dijo que “esto fue algo que yo les solicité que hicieran hace seis semanas o antes”. El Centro de Navegación de Embarcadero está ubicado dentro de su distrito.

“Todas las personas en estos albergues deben estar en hoteles, y también se debe permitir que el personal de los albergues pueda trasladarse a los hoteles”.

Haney dijo que está esperando una respuesta acerca de cuándo los Centros de Navegación reasumirán su función de albergar a las personas en situación de calle para ayudarlos a que puedan transitar a situaciones más permanentes. Según la descripción de Haney, tal y como están siendo utilizados ahora “son centros para aislar a personas que tuvieron COVID, lo cual no es para lo que fueron diseñadas estas instalaciones”.

Aún no se sabe con certeza cuándo cerrará Next Door ni cuándo serán trasladados sus residentes a los hoteles; no obstante, el personal que atendió las llamadas no parecía estar al tanto de la situación y transfirieron a Mission Local a los gerentes, quienes nunca contestaron.

No está claro cuántos residentes de los Centros de Navegación y del albergue Next Door han sido o serán alojados en hoteles.

Actualización, 1:30 p.m. Emily Cohen del Departamento de Personas sin Hogar dice que se realizaron pruebas de COVID-19 a todos los residentes que quedan en los Centros de Navegación de Bryant y Central Waterfront y que todos han salido negativos. Por el momento, todos ellos están en hoteles.

El martes se realizaron las pruebas en Next Door. Los resultados, que aún no están listos, determinarán a qué tipo de hotel serán reubicados los residentes.

Había 27 residentes en los dos Centros de Navegación y 75 en el albergue Next Door. Aún quedan 65 residentes en el Centro de Navegación de Embarcadero, a quienes no se les han realizado pruebas y todavía no se sabe cuándo serán trasladados.

Cohen enfatizó que la reutilización de estos Centros de Navegación para otros fines será una medida “temporal”.

“Todavía no hay tantas personas en situación de calle que hayan padecido de COVID y que necesiten de estos lugares, pero anticipamos que pronto los necesitaremos”, dijo Cohen. “A medida que hagamos más pruebas, encontraremos a más personas. La idea es llevarlos al lugar oportunamente con el fin de capturar el flujo de personas fuera de los hoteles de aislamiento/cuarentena”.

Si suele leer nuestros reportajes, por favor apóyenos. Dependemos de la comunidad.