Testigo en el Caso de “Doctor Estafador” Recuenta Supuesta Agresión

En un caso que con cada sesión se vuelve más extraño, la audiencia preliminar de Carlos Guzmangarza, acusado de ser un supuesto cirujano plástico, se reanudó el pasado el tres de diciembre con el testimonio de una testigo que afirma haber sido agredida sexualmente mientras recibía tratamiento por estrías.

Guzmangarza de 49 años de edad es acusado de dirigir un negocio en el Distrito de la Misión llamado Derma Clinic, en donde supuestamente actuaba como asistente de un doctor de nombre Carlos Guzmán y realizaba cirugía plástica malograda mientras estafaba a víctimas por miles de dólares. Guzmangarza se encuentra bajo custodia en lugar de una fianza de un millón de dólares.

La honorable jueza Loretta M. Giorgi que preside el caso ayudó con las preguntas del fiscal Evan Ackiron y de la abogada de oficio Michelle Tong ya que las repetidas preguntas y la naturaleza sensible del caso hizo que la testigo estuviera evidentemente angustiada.

“Esto es muy difícil”, le dijo la testigo al tribunal a través de un intérprete.

La testigo le explicó a los abogados cómo supuestamente conoció a Guzmangarza. Se conocieron en Cybermania, un local con acceso a Internet y servicio de fotocopias en las calles 26 y Misión. La testigo dijo que supuestamente Guzmangarza le mostró fotografías de su trabajo, el cual incluía aumento de senos, aumento de glúteos y aumento de pene.

La testigo y Guzmangarza supuestamente acordaron en julio de 2011 en un tratamiento para eliminar las estrías en los senos, en la entrepierna y manchas en la cara. La testigo firmó un contrato que enlistaba el tratamiento y el costo ($2,500) que supuestamente pagó a Guzmangarza en dos pagos.

Ackiron le preguntó a la testigo sobre el supuesto tratamiento que recibió y ella explicó que asistió a la oficina del doctor en espera de cirugía láser, pero que no vio las máquinas en la oficina.

En su primer visita, Guzmangarza supuestamente le inyectó anestesia en cuatro áreas y le aplicó una crema en los senos y la entrepierna. Después, Guzmangarza la agredió sexualmente al haberle tocado los genitales.

La testigo declaró que padeció de irritación en la piel, enrojecimiento y descamación  en los lugares donde supuestamente Guzmangarza le untó la crema.

Asimismo, la testigo declaró haber tenido cinco sesiones de tratamiento durante las cuales Guzmangarza la agredió sexualmente. Durante la primer visita, supuestamente la testigo le dijo al doctor que se detuviera cuando sucedió la agresión sexual. Asimismo, testificó que como ya le había pagado y el tratamiento no estaba funcionando siguió yendo a ver a Guzmangarza.

Cuando Tong, la abogada de oficio de Guzmangarza, le mostró una fotografía de ella misma tomada por la policía la testigo exclamó al tribunal que “¡Esto es una falta de respeto!”, porque estaba parcialmente vestida en la fotografía.

Tong también le preguntó a la testigo por qué no especificó que había sido agredida sexualmente en la declaración de testigo que le dio a la policía en enero, ni que Guzmangarza le inyectó cuatro veces con lo que él dijo que era anestesia.

La testigo declaró que no lo explicó en el momento porque el agente que estaba presente la hizo sentirse incómoda.

Guzmangarza ha sido acusado de 17 delitos graves, con todo y haber practicado medicina sin licencia, usurpación de identidad, agresión, violación, penetración sexual con un objeto ajeno en contra de la voluntad de la víctima y copulación oral ilícita. Existen nueve supuestas víctimas vinculadas con el caso.

La audiencia preliminar continuará el 10 de diciembre a las nueve de la mañana en la sala 26 del Ayuntamiento del 850 de la calle Bryant.

Filed under: En Español

0 Comments

Comments are closed.